Espacio Catódico

jueves, agosto 03, 2006

Desesperadas

Con una semana de retraso, pero aquí estoy.

Aunque he seguido viéndola, y aún me gusta, Mujeres Desesperadas no ha sido la misma esta segunda temporada.
¿Por qué? Buena pregunta.
Por un lado, pasa lo mismo que con otras series como Buffy o Ally McBeal. Al pensar en estas series, me encuentro con la paradoja de que, aunque los personajes me parecen más ricos y me gustan más según avanza la serie, los argumentos de las primeras temporadas me gustan más.
Por supuesto, eso pasa después de varios años buenos en antena. Que pase tras una sola temporada es preocupante.
Luego está la diferencia entre las tramas de las temporadas.
El suicido de Mary Alice Young, con el que dio comienzo la serie, fue tan solo el principio de una trama que parecía estar siempre presente, y que tenía los suficientes entresijos como para poder avanzar episodio a episodio, e involucrar de una manera u otra a todos los personajes.
A esta sensación de omnipresencia ayudaba el hecho de que fuera la difunta Mary Alice la narradora de las consecuencias de su propia muerte.
Esta temporada, en cambio, los flecos de la trama anterior han sido mucho más interesantes que la de los Applewhite, supuestamente la principal.

Otra cosa que se ha perdido es la relación de los personajes. Las subtramas estaban como más dispersas esta vez. Daba la impresión de que cada personaje iba por su lado sin relacionarse mucho con los demás. ¿Dónde están aquellas partidas de póker? ¿Esas reuniones en el porche donde las cuatro (a veces cinco) mujeres iban poniendo en común lo que averiguaban?
Y echo en falta a la Sra. Hubert.
O más bien al tipo de guiones que incluirían un personaje así.
La Sra. Hubert era una viuda con pinta de ir a darte una galleta recién hecha y pellizcarte la mejilla, que sin embargo te robaría lo que le prestaras, se presentaría en tu casa con cualquier excusa a cotillear lo que pasaba en tu vida (y chantajearte luego con una sonrisa), y sacaría provecho de tu muerte antes de que se enfriara tu cadáver.
Era la encarnación del espíritu de la serie.
La señora MacCluskey (Kathryn Joosten, a la que siempre recordaré como la Sra. Landingam de El Ala Oeste) llena en parte ese vacío. Otra parte de su papel recae en Deirdre. Cada una en su estilo.
Pero la serie ya no tiene ese espíritu.

Aunque no todo anda mal.
La construcción de los personajes sigue siendo buena. Fijémonos en Tom Skavo, por ejemplo.
Cuando lo de la auditoría, enseguida nos dimos cuenta de que tenía algo que ocultar (aquí debo reconocer el mérito a mi hermana, que se dio cuenta inmediatamente, una o dos escenas antes que yo) y que era su mujer, no la empresa, lo que le preocupaba.
Sin embargo, "sabíamos" que Tom era incapaz de engañarla.
Cuando estuvo dolorosamente claro que eso es lo que pasaba, lo sentí como una traición al personaje, e inmediatamente empecé a buscar explicaciones, a cual más desesperada, sobré qué podía ser lo que pasaba.
Mi hermana, en vista de lo ligero de cascos que era su padre, sugirió que fuera una hija ilegítima de aquel.
Yo apostaba por una ex-novia que se hubiera quedado embarazada antes de conocer a Lynette. Acerté, pero de chiripa.
Estos días he recordado que, en su día, había algo que él no le había dicho a su mujer, y que no le iba a gustar. Entonces pensé que era que la hermana de Scully estaba trabajando en su empresa. Ahora me pregunto si no sería esto.

Y así llegamos a la 3ª temporada, es decir, a Orson y al quinto Skavo.
Lo que parecía un personaje de pasada, puesto ahí para incluir a una estrella de capa caída, promete ser una pieza clave de la tercera temporada.
Me encanta que me sorprendan.
Supongo que en la próxima temporada veremos a Kyle MacLachlan en la cabecera, en lugar de a Alfre Woodward. Claro que, ahora que lo pienso, estaba protagonizando In Justice. Supongo que eso significa que se ha cancelado la serie.
Otra que supongo que se unirá a la cabecera es la madre de la hija de Tom.
Para acabar, una reflexión. ¿Amenazar de muerte a Delfino va a ser el procedimiento estándar al terminar una temporada? El agente de James Denton debe de estar poniéndole condiciones a Marc Cherry, porque parece que siempre deje el camino libre para sacarlo de la serie.

P.D.1: Mi amiga Mac también le ha dedicado una entrada al tema.
P.D.2: ¿A nadie más le pone pegas Blogger a la hora de subir fotos? Porque a mí me deja día sí y día no, y este ladrillo sería más llevadero con un par de imágenes.

3 Comments:

  • Efectivamente In justice mordió el polvo a los 10-12 capitulos, aún así se verá por aquí. Claro que si son capaces de emitir Sex, love & secrets (la de Denise Richards) que en USA fue visto y no visto, como si fuera la serie de moda, todo es posible

    By Anonymous Edu, at 3/8/06 6:51 p. m.  

  • Sí que es verdad lo que dices, algunos personajes habían avanzado mucho esta temporada, pero las tramas dejaban bastante que desear. Me resulta curiosa Gabrielle, pr ejemplo, que sigue teniendo más dobleces que una gaviota de origami, y aunque sea un arquetipo muy visto, consiguen que no lo parezca. Mucho mérito de esto cae en la Longoria, a la que su físico impide que se le reconozca que tiene cierto talento para la comedia.

    By Blogger MacGuffin, at 3/8/06 9:53 p. m.  

  • Pues sí que es una pena, porque a mi cada vez me cae mejor la Longoria. Pero creo que no es su físico, que en el fondo no es tan imponente, sino todo lo que se dice de ella y la imagen que le han creado de super sex symbol. Es una pena si esto no la deja crecer.

    By Anonymous Irene, at 7/8/06 6:40 p. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home